domingo, 4 de diciembre de 2005

Alcalá aprueba su Reglamento

Alcalá tiene ya una nueva constitución que separa para siempre el Gobierno municipal y la representación política. PP, PSOE e IU votaron conjuntamente a favor de un texto con el que el Pleno se convierte en un parlamento destinado a fiscalizar la acción del alcalde, que preside una Junta de Gobierno que funcionará como un Consejo de Ministros. El Ayuntamiento, además, tendrá delegaciones en cada barrio. El alcalde cerró la sesión, prácticamente monográfica, felicitando a los alcalaínos “por tener 27 concejales que anteponen los intereses de la ciudad a los suyos propios”. Los tres grupos llevaban un año negociando discretamente sobre cómo se repartirán la gestión política Gobierno y oposición en el futuro.
Pero los concejales también tendrán que adaptarse a trabajar de una forma distinta. El nuevo Estatuto de Alcalá define más claramente sus funciones y, según coinciden los tres partidos, cierra el paso al transfuguismo. 
El nuevo Reglamento establece la imposibilidad de que un concejal se pase a otro grupo político. Pasará a ser, en todo caso, concejal no adscrito. Esto no impedirá que tome parte en el Pleno, porque el acta de concejal es personal e intrasferible, pero le desterrará de todos los órganos colegiados. No estará en Junta de Gobierno ni en las comisiones informativas ni dispondrán de ningún resorte, “para hacer valer su posición dentro del Ayuntamiento”, explica el alcalde.
“Ahora no hay ninguna traba formal al transfuguismo, y con esto se le cierra la puerta en gran medida”, explica Beatriz de Miguel, concejala del PSOE y una de las que con más fuerza ha impulsado en un texto, que debía vencer las suspicacias de la oposición. Pablo González reconoció su labor y lamentó que para el nuevo Plan de Ordenación Urbana no haya habido un consenso similar. Hasta IU, que no respaldó la Ley de Grandes Ciudades en la Asamblea de Madrid, votó favorablemente a estos 270 artículos que desarrollan lo acordado en Madrid. Su portavoz, Francisco Calles, lo explicó así: “Dijimos que dependía del reglamento. Con este texto sí que estamos de acuerdo.”   Gustavo Severién, portavoz del PP en el Ayuntamiento, destacó la creación de un Consejo Local para articular la “participación de la ciudad en la gestión” del Ayuntamiento. n

No hay comentarios: