viernes, 30 de diciembre de 2005

El año del compromiso

El 2005 se cierra políticamente en Alcalá como el año de compromiso respecto grandes proyectos, de escasa colaboración entre el Gobierno y la oposición municipal. Después de años de dormir durante años el sueño de los justos, tres proyectos tan ambiciosos como polémicos se han encarrilado para despegar o ser una realidad en 2006.
La recuperación de los Cuarteles de la Plaza de San Diego es el proyecto de mayor calibre, por el sitio en el que está emplazado, por el cambio de uso radical que supone y porque implica a las tres administraciones públicas y a la Universidad, que es la propietaria de una ruina que supone un 11% del casco histórico.
La Universidad salvó el escollo de la cesión consiguiendo que Educación rescatase los Cuarteles del Ministerio de Defensa, que se había sacado a sus soldados tres años antes, y se los diese gratis. Después le tocó el turno a la presidenta regional, que prometió un proyecto de recuperación para convertir un espacio cerrado en una zona abierta a todos con residencias de estudiantes, un centro de congresos, tiendas y los necesarios aparcamientos. Ayuntamiento y Universidad deben ir de la mano, pero a esta última le ha gustado el espíritu pero no la letra del proyecto, por lo que ahora se encuentra en un paréntesis de espera que ha de resolverse en 2006.
El segundo proyecto que se ha fraguado este año ha sido el de recuperación de la Isla del Colegio como espacio verde abierto a la ciudad. El proyecto venía de la Corporación anterior, pero la inclusión en los planos de un recinto ferial topó con la oposición de PSOE e IU y algunos colectivos ecologistas. Las obras, que debían haber arrancado en mayo, han empezado en diciembre. Las ferias de 2006 serán allí.
Otro proyecto desatascado durante esta legislatura después de multitud de borrones sobre el mapa del Plan General de Ordenación Urbana es el del la finca del Encín, de 550 hectáreas y situada a las afueras de Alcalá yendo a Guadalajara. Actualmente se llevan a cabo investigacions agrarias y visitas esporádicas. Aquí ha llevado la iniciativa la Comunidad de Madrid, proponiendo un parque temático sobre estos temas y descubriendo finalmente sus cartas de añadir un campo de golf en el último momento. La oposición, que desde el Gobierno barajó vivienda y uso industrial para este espacio que comprende desde suelo protegido hasta el agropecuario, ha tratado de parar el proyecto criticando la falta de trasparencia del Ayuntamiento y el gasto de agua. Pero el Ayuntamiento a anunciado que una la futura depuradora de Meco se hará cargo de regar. La Comunidad, por su parte, ha anunciado que los primeros talleres de granja-escuela empezarán este verano. Y no están previstos retrasos, pero sí alojamientos baratos.
No todo es oro
No es oro todo lo que reluce. En el capítulo de los compromisos queda espacio para el gris, porque hay compromisos que todavía no se les ha puesto fecha ni cuantía.
Es el caso de las viviendas para jóvenes con opción a compra que prometió Esperanza Aguirre. Se dan por seguras porque el Ayuntamiento incluso ha reservado suelo para ellas en el Avance del Plan General que ha remitido a la Comunidad de Madrid. Así, el Ayuntamiento tiene previsto que 2.000 pisos en alquiler para jóvenes con opción a compra al séptimo año se empiecen a construir en 2007 en el norte de la ciudad, fundamentalmente en Espartales Norte y cerca de La Garena. Rivas, donde gobierna Izquierda Unida, ya ha probado las mieles de esta solución redonda para tantos jóvenes. Alcalá espera que la Comunidad no despegue el pie del acelerador. Pero si el Ayuntamiento ha hablado de ello, la Comunidad ha dicho poca cosa de momento después de lanzar su compromiso inicial a principios de año.
Sí que ha sido más incontestable en otros ámbitos como el Plan Estratégico del Corredor, que presentó Economía a finales del
El Gobierno local, por su parte, se ha “puesto las pilas” en Medio Ambiente asumiendo la ribera del Henares como un parque más, con mobiliario y papeleras, con un modelo de cuidado de parques más exigente que nunca con el ahorro de agua y el control del incivismo.
Los aparcamientos se están construyendo, como el de San Lucas aunque el de La Paloma no empezará hasta este año. Se terminó en tiempo récord el túnel de Vía Complutense, aunque el previsto para salir de la ciudad en dirección a Daganzo se ha puesto a la cola por salirse del presupuesto y el de La Fiat, convertido en prioridad por ser el más barato, se ha topado con la oposición de algunos técnicos de la Comunidad. Sobre los aparcamientos se proyecta la sombra de la peatonalización. Hasta que no llegasen los primeros no vendría la veda a los coches, dijo el Alcalde. Este años se ha hablado poco de peatonalición y mucho de puntos negros de tráfico.
El enconamiento con la oposición no ha impedido, eso sí, que se apruebe el reglamento municipal.
Pendientes de la Comunidad y la Comunidad pendiente del Corredor
alcalá n Alcalá ha tenido dos hitos institucionales este año que han marcado un antes y un después en la legislatura. El primero se produjo enero: Esperanza Aguirre reunió a sus consejeros en Alcalá para celebrar el habitual Consejo de Gobierno. La cita era más que un gesto. De la modesta sala de Junta de Gobierno salió un paquete de medidas que sumaban nada menos que 288 millones de euros. La mayoría eran promesas del año anterior, pero ese día se convirtieron en una suerte de “contrato de la ciudad” rubricado con una frase que volvería a repetir la presidenta varias veces a lo largo de la legislatura: “Ya les dije que esta sería la legislatura del Corredor”.
Así, poco a poco, han ido perfilándose los centros de salud de nuevos barrios como Espartales y Garena y una escuela infantil para este último barrio además de un centro de Primaria de nueva creación. Las expectativas de vivienda, que debían haber arrancado aunque fuese de manera simbólica este año, no se cumplieran. Pero ser el Oxford de la Comunidad está más cerca que en 2004.
Otro punto logrado este año es el paso a ser Gran Ciudad. Se logró el permiso de la Comunidad de Madrid en 2004, pero la ciudad se tenía que dar una constitución a sí misma. Se logró por acuerdo de todos los grupos, pese a que IU se había opuesto en la Asamblea Regional. La letra pequeña negociada en Alcalá les convenció.
Alcalá cierra el año con un Pleno más parecido a un parlamento fiscalizador de la acción gubernamental y una Junta de Gobierno que aspira a ser como un Consejo de Ministros en versión local.
Aguirre y Simancas pelearon y el Sur ‘envidió’ a Alcalá
x.c. n alcalá
Alcalá ha vivido este año pendiente también de los avatares diarios de la Comunidad de Madrid, gobernada con mayoría absoluta por PP y con una presidenta con la que, por vez primera pese a que otras veces ha coincidido el signo político, el regidor de turno ha entablado buena relación. Así lo han reconicido incluso los socialistas, que incluso en el sur de la región se han quejado del trato de favor a de algunos municipios, entre ellos Alcalá. En Alcalá, sin embargo, Aguirre sólo se ha acordad del Corredor “para hacer campaña”, según el líder de los socialistas de la Comunidad, Rafael Simancas, que está convencido de que el “voto rojo” latente en la ciudad complutense devolverá Alcalá a los socialistas.
Entre Aguirre y Simancas el choque ha sido total durante todo el año. Sobre todo en el caso de las listas de espera. Aguirre se apostó el cargo a que las reducía a 30 días y los socialistas se quedaron con la cifra para no pasar ni una. Aguirre se ha proclamado vencedora de la apuesta y ha seguido en el cargo.
Donde Aguirre no ha podido sacar adelante sus planes ha sido en el Metro, que de momento no abrirá por las noch
En lo que Aguirre no ha admitido contestación es en empleo, medidas sociales y bajada de impuesots. Con este trinomió golpeó a Simancas en el debate sobre el Estado de la región.
2005 ha sido un año también en el que Aguirre, encaramada a la presidencia del PP regional, ha abanderado la oposición desde el poder hasta casi eclipsar a Mariano Rajoy, con el que en todo caso mantiene unas buenas relaciones. Son mejorables en el caso del presidente Zapatero, con el que ha polemizado a costa del Estatuto Catalán.
Ahora, a por los Reyes
Este año Alcalá logró que dos consejerías más se sumasen al Consorcio Alcalá Patrimonio de la Humanidad, encargado de aunar recursos externos para recuperar las “joyas” de la ciudad. Sin embargo, los buenos oficios del rector, el ex ministro socialista Virgilio Zapatero, para que el Gobierno de Zapatero entre en el ente no han tenido respuesta conocida. Sería el primer paso para que los Reyes formasen un Real Patronato como el que tiene Toledo. En 2005 se ha andado poco en ese sentido.

No hay comentarios: