lunes, 12 de octubre de 2009

De Buenafuente a Cervantes

Uno puede ir a cenar a la cervecería Amberes y sorprenderse del parecido del dueño, Juan Manuel, con el popular presentador Andreu Buenafuente. No es casualidad, Juanma se ha convertido en los últimos años en el principal reclamo de su bar, y tiene colgadas fotos suyas caracterizado como el popular presentador, al que ha intentado implicar en su juego más de una vez.
Lo que ya es rizar el rizo es que te atienda un camarero que es el doble de Buenafuente mientras va disfrazado de Miguel de Cervantes. Como la Semana Cervantina todo lo puede y Juan Manuel parece que puede más que nadie, no se le ha ocurrido otra manera de sumarse a las celebraciones del bautismo de Cervantes que convertirse en el doble del escritor.
No ha quedado ahí la cosa. Poco importa que su cervecería no esté en el centro, o que no haya formado parte en el pasado de la ruta habitual de las jornadas gastronómicas. O que esté especializado en sabrosa y contundente comida alemana. Juanma ha engalanado su local con bloques de paja, sacos de vino y hasta una herradura en la entrada que puede dar suerte a todo el barrio. Para rematar la jugada, dentro del bar hay un pequeño santuario: el rincón de Cervantes. Con su libro, su silla, su pluma... ¿Quién necesita Casa Natal de Cervantes si en Amberes dan de comer? Algo así pareció pensar este peculiar alcalaíno cuando se puso manos a la obra.
Hasta ha llegado a vestir a su hija y a parte del personal para no romper la magia. El esfuerzo parece haber merecido la pena: en su Siglo de Oro alemán no cabía un alfiler...  

No hay comentarios: