jueves, 1 de julio de 2010

“Your most unhappy customers are your greatest source of learning”

Antes era el sexo y la violencia. Ahora son los impuestos los que deberían estar vetados en horario infantil. En el supermercado podría colgar una advertencia: atención, contiene impuestos explícitos que pueden herir su sensibilidad. ¿Vio al estado derrochar hasta la fecha? Pues de ahí viene la subida de impuestos, no crea el cuento de la cigüeña. Las sociedades se hacen más conscientes con la crisis y esta tal vez nos deje huella, positiva incluso: hay que cuidar el planeta, guardar para mañana, confiar en nuestras propias fuerzas y dar una oportunidad a la innovación. Un día puede desaparecer todo lo que tienes, o al menos la mitad. Se lo lleva la marea desatada por el efecto mariposa, las hipotecas disparatadas que crecieron en el medio oeste de Estados Unidos arrastran a los bancos europeos, a la confianza de los consumidores, a los trabajadores de mono azul de centroeuropa, a la oposición china... Toca hacer un esfuerzo y colaborar con lo que un neoliberal llamaría el "hurto del Estado derrochadoer". Hablo de los impuestos, sí, la fea palabra. El globo hinchado de las tasas y los recargos. Lenin decía: ¿libertad para qué? Y ahora: ¿impuestos para quién? El 65,5% de los contribuyentes declaró en 2008 unos ingresos brutos inferiores a los 21.000 euros –3,5 millones de las antiguas pesetas–, lo que se traduce en unos 1.500 brutos al mes según los datos relativos a la declaración de la renta de ese ejercicio que se realizó hace un año. Lo más importante, que se han esfumado 2.500 declarantes con ingresos superiores a los 600.000 euros. Que paguen los ricos, sí. Pero es que no quedan.
Podemos echarnos a las barricadas. Culpar al empedrado, al mercado... a Keynes por morirse. Pero a fecha de hoy sólo hay 8.059 españoles que dicen aleguen obtener estos ingresos. Aunque algunos listos se hayan escapado de la criba, parece que el 0,04% de los 19,3 millones de declarantes no puede hacerlo todo por nosotros. Habrá pues que pagar y dirigirse a papá Estado, que se ha revelado como un juerguista. Gobierne regular, y sobre todo barato. 

Aprender del votante.
"Your most unhappy customers are your greatest source of learning", dice Bill Gates: "Tus clientes más descontentos son tu mejor enseñanza". Aplicar esta filosofía al sentido del voto sería un acto de sabiduría impropio de la política española. Alguien perderá las elecciones generales en 2012: el pasivo que se engañó con dogmas ante la crisis o el que miró a la bandera y a la familia hasta el último momento y después de dedicó a criticar sin descubrir sus cartas. Poco instruido o destructivo, opten ustedes. Lo importante es que los que vengan detrás aprendan de los malos datos de popularidad y el desapego. La ruptura del corazón del votante empieza en el bolsillo.

miércoles, 30 de junio de 2010

Están locos estos romanos.

La máquina de expedir carnets de proletario se ha vuelto loca. Andan algunos repletos de moscosos, con subidas de sueldo programadas y curros de por vida y con algún seguro privado contratado mientras la momia de Lenin estaba en fase rem y no se enteraba de la cosa. La crisis los ha golpeado y les ha quitado unas perras, el convenio ha quedado en papel mojado y Marx ha dado un par de patadas a la tapa del nicho desde dentro, pero sin ir más allá. Tal vez porque sabe el viejo cadáver barbudo, con esa perspectiva histórica que tienen los muertos, que en estos días hay un río de gentes de todas las partes del mundo que discurre camino del sumidero del puto capitalismo, y perdón por la expresión. Hicieron falta para alicatar el horizonte o para vender el socarrat de nuestros sueños consumistas, o para fregar los platos sin que se note demasiado en los precios del menú. Pero todo eso ya se ha terminado y marchan camino del desguace. Muchos no han necesitado ni carta de despido porque desde hace tiempo sus vidas se compraban al peso en tramos de varios meses. ¿Quién necesita saber si tendrá curro en noviembre si todavía estamos a febrero? ¿Usted?
Son una marea humana que no sabe muy bien qué hará más adelante pero tiene claro que hoy no puede dejar de hacer cosas aunque sea en el mercado negro. Una molestia para el sistema, eso son los parados, una espada de Damocles para el presupuesto y un dolor de cabeza para los políticos. Pero mientras los galenos se pelean entre ellos los capitanes de cada calle se lanzan a las cruzadas con banderita sindical diciendo que al César lo que es del César. 
Bien. Pero es que a César no llega mucha gente ahora. Ni a centurión tampoco. No hay sitio para chupar de la teta de la loba que crió a los fundadores de Roma. Hay un optimismo clandestino y un pesimismo de telediario, gente que se moja cuando llueve y que estos días es escupida por el Metro a la puñetera calle. Allí dentro andan las centurias revueltas, peleando por sus monedas de oro. Y afuera, con las manos en los bolsillos, está la multitud esperando que el león se coma a otro. Están locos estos romanos.

Un pollo sin dueño

Caminaban tan campantes y algo les cayó del cielo: un pollo de cigüeña. Es la época en la que las crías aprenden a volar y al parecer se había quedado sin fuerzas. Cayó desde lo alto del oratorio de San Felipe Neri, el que da a la plaza del Palacio Arzobispal.
El ave, que estaba asustada y herida en un ala, fue transportada al hospital que Grefa, el colectivo que vela por estos animales. Susana y Antonio son los nombres de los dos jóvenes salvadores. Estos hermanos, de 25 y 18 años, paseaban por la plaza y al ver caer el pollo, que ya tiene unas considerables dimensiones, lo llevaron ante unos agentes de la Policía Local que había en la plaza de Cervantes.
Susana y Antonio Hurtado llevaron al animal hasta los agentes, que lo sujetaron hasta poder trasportarlo con garantías hasta el refugio. Eran pasadas la una de la tarde y alrededor de la cigüeña  y sus custodios, justo delante de los viejos cines Cisneros, se formó un corrillo considerable de vecinos y turistas que inmortalizaron al animal con sus cámaras. Hasta una niña con un helado intentó darle un poco.
Los agentes resolvieron no esperar y transportaron al animal dentro de una caja que encontraron apilada junto a otras en un bar cercano. Lo metieron dentro y la cerraron para que no se pusiese nervioso.
un mes. El pollo, a juzgar por el plumaje, tenía en torno a un mes y medio o dos de edad. Es una  cigüeña blanca, una de las 19 especies de la familia Ciconidae, y la única que cría en Alcalá. Eso no significa que por aquí no pasen también  cigüeñas negras en viaje migratorio.

martes, 29 de junio de 2010

Loco o salido

Usted está esperando el tren tan tranquila y se le acerca un hombre aparentemente normal que le pregunta se le gusta el cine y le dice que quiere ver una película de alguien que mata a su novia, algo que él también quiera hacer. ¿Cómo reaccionaría? Indiferencia, escándalo, indignación, pánico... Su reacción puede determinar la siguiente acción del individuo, que desde hace más de un año atemoriza y persigue a chicas jóvenes en la estación de Renfe. Según la denuncia de tres chicas, ha ocurrido en varias ocasiones.
¿Es un desequilibrado? ¿Un obseso sexual? Diario de Alcalá ha acudido al psicólogo para tratar de entender qué mueve a estas personas a comportarse de este modo tan extraño. A falta de poder tumbarlo en el diván, sólo se pueden analizar los hechos narrados por sus víctimas. A algunas les pregunta cómo matarían a alguien: si con un hacha, con un cuchillo o envenenándola, pero sólo una mujer ha denunciado la macabra manera de entablar conversación de este hombre.      
Virginia Valdominos es Psicóloga y Psicoanalista. Desarrolla su actividad de atención clínica de pacientes en Alcalá e imparte talleres y conferencias de diversa índole. "Esta persona necesita hablar", dictamina al escuchar la historia.  Pero deja abierto el perfil psicológico de esta persona: "puede ser desde una neuorosis obsesiva hasta una perversión sexual". 
"Está claro, en todo caso, que tiene un problema", añade esta psicóloga. Pero el problema es "bien distinto en un caso o en otro". Está la siempre socorrida tesis del obeso sexual. "Una perversión sexual  implica el gozo mediante, por ejemplo, decir o escuchar una sola frase". Otro caso distinto es su origen es la neurosis. Con una neurosis obsesiva el hombre se levanta por la mañana con un sentimiento de culpa que no sabe a qué atribuir, en su cabeza sí ha hecho algo". ¿Y puede tratarse simplemente de un gamberro? Es posible, pero la repetición de los patrones de comportamiento hace pensar en un individuo un poco más retorcido.
En Comisaría ya trabajan para poder comprobar si el hombre se encuentra en plenas condiciones mentales, y animan a quien haya sufrido el mismo caso a denunciarlo. Pero mientras los agentes le echan el guante sólo queda la opción de tratar de cruzar el menor trato con él. "Es mejor seguir nuestro camino, seguir con nuestra vida... y si tenemos que denunciarlo, hacerlo". Ocurre con muchos obsesos, pervertidos  o maníacos, que encuentran una fuente de placer no sólo en decir vulgaridades o extravagancias a sus víctimas, sino al recibir aspavientes, gritos o signos de escándalo por parte de estas. Les suele incitar a ir a por más, a seguir insistiendo, a volver a llamar por teléfono toda la tarde si se trata de un acoso telefónico. Es mejor, por lo tanto, mostrar frialdad, ya que la indiferencia es imposible. El acosador verá frustrada al menos una parte de su rutina.
Llevaría un análisis mucho mayor saber por qué usa este tipo de frases, explica Virginia Valdominos. "Hay que pensar que lo que está diciendo a otra persona no tiene que ver con nadie, sino con algo que le pasa a él", explica. Y ahí "en el contenido latente de este enunciado" está el sentido o la explicación de este comportamiento. "No hay que asustarse de las de las frases", concluye esta psicóloga, que está convencida de que muchos de estos problemas deberían tratarse  con algo de psicoanálisis. "El inconsciente es un saber no sabido que habita en nosotros", explica esta profesional en su web.  "Ese algo que a veces intuimos pero que desconocemos, determina, sin embargo nuestros comportamientos, nuestros sentimientos, nuestras actitudes, nuestras percepciones... todo".
"Más bien parece un desesperado que no sabe cómo entrarle a las chicas y quiere hacerse el malote para impresionarlas", comentaba un lector en la web de este diario hace unos días. Visto desde el punto de vista clínico el comportamiento de este individuo parece algo mucho más preocupante.

domingo, 27 de junio de 2010

Reminder about your invitation from Andrius Alekna

LinkedIn

This is a reminder that on June 19, Andrius Alekna sent you an invitation to become part of his or her professional network at LinkedIn.

Follow this link to accept Andrius Alekna's invitation.

https://www.linkedin.com/e/-uitbw9-gaydyai2-21/doi/1398754116/LKNLoFwl/gir_82828158_0/EML-inv_17_rem/

Signing up is free and takes less than a minute.

On June 19, Andrius Alekna wrote:

> To: xaviercolas.mazulis@blogger.com [xaviercolas.mazulis@blogger.com]
> From: Andrius Alekna [andrius.alekna@gmail.com]
> Subject: Andrius Alekna wants to stay in touch on LinkedIn

> I'd like to add you to my professional network on LinkedIn.
>
> - Andrius Alekna

The only way to get access to Andrius Alekna's professional network on LinkedIn is through the following link:

https://www.linkedin.com/e/-uitbw9-gaydyai2-21/doi/1398754116/LKNLoFwl/gir_82828158_0/EML-inv_17_rem/

You can remove yourself from Andrius Alekna's network at any time.


--------------

© 2010, LinkedIn Corporation