miércoles, 8 de junio de 2011

Ibarra insiste en que en Alcalá está el ideal de los nuevos ultras

Cuando la nueva ultraderecha busca una referencia, mira hacia Alcalá. Así lo cree Estaban Ibarra, el presidente del Movimiento Contra la Intolerancia, que ya fue duramente criticado por el alcalde complutense  despues de señalar a Alcalá este fin de semana como "capital" del movimiento ultra en España.  En conversación con Diario de Alcalá, Ibarra insistió en que no quiere "polémicas" ni decir que "Alcalá sea ultraderechista", pero que pese a todo "Alcalá es el centro organizativo  de la ultraderecha más importante".     
Para Ibarra, Alcalá es la capital ultra de nuestro país. Así empezó la polémica en las páginas de El País, al ser consultado para el artículo titulado La xenofobia penetra en Alcalá,  a raíz del concejal que obtuvo en las elecciones del 22 de mayo el partido xenófobo España 2000. "A Ibarra siempre le ha gustado darse protagonismo", le respondió el alcalde desde su twitter.  "Alcalá de Henares es ya el centro del movimiento de la ultraderecha en España", insiste Esteban Ibarra.
Ibarra se basa en varios factores, "no sólo en el edil que ha sacado España 2000" sino en que Alcalá es la sede de Democracia Nacional, un partido que logró sólo 671 votos en Alcalá. Esta formación ultraderechista  tiene en Alcalá una nave que sirve de sede a nivel nacional para celebrar conciertos de grupos ultras y lo que ellos llaman "jornadas de compañerismo" como la que organizaron el pasado 20-N.  
skins en alcalá. Ibarra también pone sobre la mesa la probada implicación de alcalaínos en actos ilegales de grupos de extrema derecha, demostrada por la Guardia Civil en el marco de la Operación Puñal contra presuntos miembros de los Hammerskin en 2004, 16 jóvenes en total.
"No tengo ninguna intención de polemizar con el alcalde ni con Diario de Alcalá" dijo Ibarra, que sí lamentó que cuando se le critica por sus declaraciones "en realidad se está disparando contra el mensajero". Ibarra, que se define como "un enamorado de Alcalá", quiso aclarar ayer que "en ningún caso he dicho que la ciudad sea ultraderechista, sino más bien que la nueva ultraderecha tiene como principal referencia a Alcalá de Henares". Además de recordar el concejal obtenido por España 2000, las actividades de Democracia Nacional y los skins de Alcalá detenidos en redadas de hace varios años, Ibarra recordó el papel de "los ultras del fútbol en Alcalá". 
Ibarra también quiso destacar como positiva "la ayuda prestada por el alcalde de Alcalá, Bartolomé González, en el caso de Miwa Buene" el inmigrante que quedó postrado en una silla de ruedas tras ser agredido por un joven en Alcalá. El hecho, que quedó catalogado como un ataque racista aislado, fue ninguneado por autoridades y colectivos durante semanas hasta que salió a la luz pública a través de los medios.  
Los medios también se han hecho eco durante estos años de las actividades que de manera esporádica han llevado a cabo grupos ligados a la ultraderecha en Alcalá. El guardia civil que dirigió el atestado de la Operación Puñal desarrollada en febrero de 2004, en la que se detuvo a 16 presuntos miembros de Hammerskin-España, ratificó en el juicio contra integrantes de este grupo neonazi que se trataba de "una organización estructurada y jerarquizada" con la finalidad de ejercer "una labor de proselitismo del nacionalsocialismo" que propugnó Adolf Hitler durante el Tercer Reich.
En el caso de los Hammerskin-España, el local La Bodega de Alcalá servía de sede social, donde se organizaban las ceremonias de imposición de martillo –símbolo de la Hammerskin-Nation– para ascender en la jerarquía de la organización. La sede de Alcalá no era tanto un cuartel general como un espacio para el encuentro y las reuniones. Eso sí, a nivel nacional.  
Ante esta situación Ibarra muestra una misma  visión pesimista sobre el avance del ideario racista y xenófobo. En su blog, donde se recogen constantes referencias al caso de Alcalá, advierte de que  "las cosas no se están haciendo bien, no se están adoptando programas de prevención de la xenofobia". Y pone el ejemplo de Miwa.

No hay comentarios: